Zigzagueantes desarreglos alimentarios de la juventud

Publicado el

Ahora no se habla mucho del asunto, pero los desarreglos alimentarios no han disminuido en estos seis inciertos meses; más bien al contrario. En el contexto global, ha aumentado la gente que carece de medios para consumir productos ricos en nutrientes básicos. En los países ricos también, pues cada vez son más familias las que se acercan a los centros en donde se reparte comida a quienes no pueden adquirirla. Esas familias tienen hijos, chicos y chicas pequeños o jóvenes. Por todo el mundo se está acrecentando este problema.

Al margen de este impulso por la pandemia, continua la antigua desorientación alimentaria en una parte de los jóvenes, también en adultos pero aquí vamos a hablar de los primeros; suelen tener menos estrategias vividas para conducirse. En octubre al año pasado, Unicef publicaba El Estado Mundial de la Infancia 2019: Niños, alimentos y nutriciónCrecer bien en un mundo en transformación, coincidiendo con el Día Mundial de la Alimentación. En este informe se decía que al menos 1 de cada 3 niños menores de cinco años –más de 200 millones cuando se tomaron los datos– estaba desnutrido o sufría sobrepeso. El problema está muy presente en los países de Latinoamérica que visitan este blog. 

Casi al mismo tiempo, UNICEF Comité Español lanzaba su Malnutrición, obesidad infantil y derechos de la infancia en España. En él se afirmaba que más de un tercio de los niños/jóvenes entre 8 a 16 años, más en los hogares pobres, tenía exceso de peso debido a causas como la ingesta de una dieta inadecuada o hábitos no saludables. En el mismo informe se detallaban las poblaciones jóvenes que padecen TCA (Trastornos en la Conducta Alimentaria). ¿Qué dirán los informes de este año, con todos los trastornos que ha originado la pandemia? Atentos porque el Día Mundial de la Alimentación llegará pronto.

Aquí el enlace para el artículo «Malnutrición y obesidad en el laberinto alimentario de los jóvenes» que publicamos el pasado 23 de septiembre en el portal DKV- Salud y bienestar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ecos de Celtiberia