Ecología

“Earth Overshoot Day”, o cuándo nos acabamos lo que el sistema Tierra genera cada año

Publicado el

ECOESCUELA ABIERTA  de El Diario de la Educación

La realidad compartida se acercará a la constatación de que cada día, año o curso realizamos una serie de acciones que vienen marcadas en el calendario personal que, en cierta manera, es un reflejo del ritmo social impuesto. Para pasar de manera adecuada ese cada día se obtienen del sistema Tierra (aquí entran también océanos y atmósfera) una serie de recursos que viajan hasta nosotros y aprovechamos de forma distinta. Cada jornada que vivimos generamos individual y colectivamente unos cuantos rastros en el suelo, el aire y el agua; visibles también en la vida diversa. Esos peajes inducidos no tienen medida común de tiempo: unos permanecen siempre, otros van y vienen, algunos son reversibles, los hay fácilmente reparables. En realidad, la gente no se preocupa y tiene la sensación generalizada de que siempre se reponen; otra forma de equivocarse al medir el tiempo. Pero la principal característica de esos efectos es la interrelación que, aunque no aparente, planea entre todos ellos y empuja la vida del conjunto del medio ambiente, incluidos nosotros, hacia uno u otro lado, o dando vueltas en espiral sobre sí mismo. Además, otra travesura el tiempo, afecta a distintas generaciones y de modo diferente.

Cada año que pasa consumimos antes los recursos globales que puede generar la Tierra en todo el año. En este 2018 vivimos en parte de lo ahorrado en millones de años. Hace 30 años, lo que generaba el medio ambiente global anualmente nos duraba hasta el 15 de octubre, hace 10 años se acababa el 15 de agosto.

Seguir leyendo en El Diario de la Educación 

La extracción y utilización del carbón tuvo, tiene, muchos lados oscuros que van más allá del mineral

Publicado el

El visionado del documental El lado oscuro del carbón de Greenpeace debería hacer reflexionar a la gente, en especial a aquellos que abogan por el mantenimiento de su uso para la generación masiva de energía eléctrica, incluidos gobernantes y ciudadanos, que argumentando la pérdida de empleos están dispuestos a quemar más y más carbón. El futuro saludable de nuestros hijos y nietos se construye en el presente; merece la pena encontrar vías alternativas a la quema de combustibles fósiles. Las hay al alcance de nuestra mano. Infórmese, posiciónese y convenza a quienes le rodean. Póngale fecha de caducidad al uso del carbón, a la generación de energía a partir de su combustión. En otros países ya lo han hecho.

El lado oscuro del carbón se presenta de muchas formas, la principal su incidencia en la salud colectiva. Los trabajadores de las minas y centrales deben entenderlo; lo harán más rápido si se les facilitan empleos alternativos. Todos los gobiernos, estatal y autonómicos, deben implicarse en la resolución de este asunto.

¿Piensa algo sobre el agua? Respóndase a sí mismo y rellene la encuesta

Publicado el

¿La ve en su vida o pasa de ella? Haga un ejercicio de asociación y ponga calificativos al agua. Ahora añádale acciones, de esas que son imprescindibles para la vida (de todos los seres y del sistema tierra-agua-aire). Después concrételos en su propia vida, o mejor en la existencia de esos millones de personas que por el mundo deambulan.  A continuación asigne litros de agua para cada cosa que hace o usa al día. Una pregunta de sencilla respuesta: ¿sabe de dónde viene el agua que consume en su casa? En síntesis, qué es el agua, de la cual nos olvidamos a menudo.

El CONAMA (Congreso Nacional sobre Medio Ambiente) 2018 ha lanzado una encuesta para conocer lo que opina la gente sobre el agua. No le llevará mucho tiempo responderla y si lo hace mucha gente quizás los especialistas y administradores encuentren claves para organizar estrategias que aseguraren agua de calidad para todas las personas. Aquí le explican un poco más sobre qué va esto. 

Por si quiere más información, échele una ojeada a El agua en el mundo.

Si desea acompañar sus impresiones/emociones/deseos con las de otros podría empezar reflexionando sobre el poema Agua de Mario Benedetti:

La del grifo/ la mineral/ la tónica
la del río/ la dulce/ la salada
la del arroyo/ la del mar/ la regia
la de las cataratas/ la del pozo.

La de la lluvia/ la del aguanieve
la de las fuentes o la del rocío
la del océano/ la del aljibe
la del diluvio o la de la cascada.

Toda el agua del mundo es una abuela 
que nos cuenta naufragio y regatas
que nos moja la sed y da permiso
para seguir viviendo otro semestre.

Muchas especies animales emigran a la ciudad. ¿Qué las atrae?

Publicado el

La ciudad exhibe gran cantidad de animales, y eso teniendo en cuenta la cantidad de seres vivos que se nos escapan: los que catalogaríamos como bichos en donde estarían casi todos los insectos, gusanos y esos pequeños animales a los cuales no les encontramos ninguna función; además a veces nos molestan. Los reyes del animalario son los perros, que conducen a sus amos por todas las calles y comparten con ellos cariños y servidumbres; también los pájaros pues nos cantan las mañanas y dibujan con sus vuelos estampas vivas. Pero otros muchos animales han encontrado en la ciudad un hábitat que quizás habían perdido en lo que siempre fueron sus territorios naturales; quizás es que aquí tienen menos enemigos. Cuando pasee por las calles fíjese en todos los animales con los que se encuentra, vuelen o caminen, sienta y escuche esos otros que no ve. Si lo hace por un parque se va a maravillar; no le decimos nada si se le ocurre pasear por la orilla del río. Valore las especies que le gustan o no, aquellas que sobran, las que echa en falta, o cualquier otra cosa que le permita conocer a sus nuevos convecinos: el multidiverso animalario ciudadano. El País se dio una vuelta por el mundo para reseñar la “invasión” de algunas especies animales ciudadanas.

En las ciudades, la próxima década terminará sin coches, o sin salud. En su mano está la cuestión

Publicado el

Si es urbanita utilice la balanza vital y ecológica que tiene en su pensamiento. Ponga en un platillo la contaminación y en el otro su propia salud y la de los demás. Intente que este platillo supere al otro. No olvide que cuanto más carga el uno más sube el otro. Es este caso ascender no representa mejoría. Escuche los consejos de los “balancistas” profesionales, gente de medicina y ecología principalmente que dicen que la próxima década será en las ciudades sin coches o sin salud y no se deje llevar por los voceros mercantiles, políticos o económicos que lo quieren despistar; la contaminación de las ciudades españolas es real. De hecho quienes hicieron deporte en zonas verdes de Madrid sufrieron una carga en su salud demasiado contaminante, según denuncia Ecologistas en Acción. Que se lo pregunten también a cualquier habitante de Gijón o Avilés, que están sufriendo continuadas emergencias. Un consejo: no olvide a los urbanitas que vivirán más tarde que usted, hijos y nietos. Aunque nada más sea por curiosidad, entérese de cómo actúan algunos regidores de ciudades para que pese más el platillo de la salud colectiva. 

Por cierto, el día 3 se presentó en Madrid El aire que respiras: la contaminación atmosférica en las ciudades“, elaborado por el Observatorio de Salud y Medioambiente de DKV | ECODES. Échele un vistazo y verá la gravedad de la situación. Tómeselo muy en serio.

¿Cómo ve el futuro del agua a escala global o próxima?

Publicado el

Imaginemos una gente que estropea hasta límites irreversibles algo que le es vital; diríamos cuando menos que es estúpida. Miren hacia sí mismos, acaso a su lado, en el río o mar de al lado. Es lo que está sucediendo en muchos lugares del mundo. Un reciente informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente reconocía que tan solo el 40% de los ríos, acuíferos y humedales están en buen estado. Por eso, si queremos que el agua tenga futuro, y nosotros con ella, es nuestra responsabilidad adoptar pequeñas y grandes medidas para: 

Además, hay que saber gestionar la incertidumbre del agua, también a escala personal. Es nuestra responsabilidad, la de cada uno y la de todos; hay que decirlo muy alto. ¡Tener o no tener! Esa es la cuestión que se nos echa encima.

El Día Mundial del Hábitat se quedó en el olvido como casi siempre. Este año iba sobre los residuos urbanos

Publicado el

La ONU promueve que el primer lunes de cada mes de octubre sean recordadas las penosas o preocupantes condiciones en las que vive mucha gente, su hábitat. Por eso aconseja celebrar el Día Mundial del Hábitat. Este año quería llamar la atención sobre el manejo de los residuos sólidos urbanos, la implicación de ciudadanos y gobernantes en hacerlo cada día mejor. Algunas ciudades consiguen mejoras sustanciales en la gestión de los residuos que generan, otras están demasiado lejos; debe conocer lo que sucede en ciudades como Bombay, Yakarta, Manila y un largo etcétera. La UE hace un seguimiento riguroso sobre cómo van y dónde los residuos, pero hay muchos puntos oscuros en todo el proceso. Ayer mismo la Comisión recordaba los incumplimientos y lanzaba una alerta temprana con una serie de mejoras.

¿Conoce de verdad el recorrido de las basuras de su ciudad? Infórmese y colabore para darle lustre a su ciudad no solo un día sino todo el año. Empiece en su casa haciendo la separación de residuos y comprando cosas y alimentos que no vengan con sobre empaquetados absurdos.

Para quienes no tienen más de cuatro minutos para comprender el cambio climático

Publicado el

Solo unos minutos para conocer, de la mano de Le Monde, lo básico del cambio climático antes de que se celebre la próxima cumbre por el clima. Por cierto, administradores de 4.500 ciudades del mundo están preocupados por el asunto del cambio climático que dos o tres no se creen. ¡A ver lo que hacen! Unos cuatro minutos.

Dígase de verdad: ¿Cuánto y por qué le preocupa personalmente el cambio climático? ¿Qué hace al respecto?, y una última pregunta: ¿el futuro climático será mejor o peor? Un favor: cuéntelo por ahí para conocer qué opina la gente. Muchos más minutos.

Si tiene dudas sobre sus pensamientos y actuaciones entre en alguna plataforma como Comunidad por el clima o piensa en clima. Allí podrá sentirse ciudadano-a del mundo. No lo deje para otro día; más bien dedíquele bastantes minutos de cada día, nunca serán demasiados.

Multazo europeo a España por no depurar las aguas residuales

Publicado el

No ha sido recogido en los noticiarios españoles, era verano y estaban ocupados en relatar minucias de los partidos políticos. Pero el asunto es grave: la UE ha impuesto una multa de 12 millones por incumplir las normas europeas sobre tratamiento de aguas residuales urbanas; y eso que los de la UE no van por los sitios que conocemos nosotros. Además, el TUE (Tribunal de Justicia Europeo) ha impuesto una multa coercitiva de 10,95 millones de euros a España por cada nuevo semestre de retraso a partir de ahora hasta que todo quede bien hecho. Claro, deben estar hartos pues una sentencia que se produjo en 2011.

Por cierto, tal día como ayer hace 3 años se adoptaba lo de la Agenda 2030. Allí se incluía lo del agua de calidad para el río y todos los seres que lo habitan y disfrutan. Las cosas no van como quisiéramos: varios expertos denuncian la situación crítica de los acuíferos españoles y la nula acción de las administraciones; la misma OCDE ya apunta, antes de ponerse en marcha, que los objetivos de la Agenda no se van a conseguir, en particular en el cumplimiento del precio/coste de las emisiones de gases y en la cuestión del cambio climático, la batalla origen de casi todo.

La Cumbre de París despertó la conciencia climática, pero esta es muy vaga y huidiza en gobiernos y ciudadanos

Publicado el

En particular cuando se trata de poner en marcha desde los gobiernos lo acordado en la Cumbre de París en 2015. Ahora la Eurocámara eleva la reducción de la emisiones de dióxido de carbono hasta el 45 % para 2030, en comparación con los reales en 2012. Los fabricantes de coches han hecho llegar sus gritos hasta la estratosfera. A ver, un asunto sencillo de entender: hago algo que perjudica la salud y la de todos, que día tras día tiene peor solución y a pesar de eso sigo. No acabamos de encontrar las respuestas a esta situación crítica, se nos acumulan las preguntas, propias y de los demás. ¿Será la condición humana? Mientras, el tiempo del compromiso parisino se contrae.  De hecho, hasta el Tribunal de Cuentas de la UE acaba de echar la bronca por los retrasos en limitar la contaminación del aire. ¿Llegará a tiempo el Gobierno español y los autonómicos, que también andan muy oscuros, en cumplir lo comprometido? El día 1 de enero de 2019 empezará a despejarnos algunas dudas; aunque nos tememos que el asunto está feo, máxime estando el presidente Trump tan beligerante y con gobiernos esperando a secundarle en el desapego anti contaminante. Por cierto, varias grandes ciudades del mundo, Madrid y Barcelona entre ellas, ya han reducido sus emisiones manteniendo la misma actividad económica. ¡Hay que querer!

¿Cómo piensa adherirse a la Semana Europea de la Movilidad?

Publicado el

Crecieron las ciudades; allí se amontonó gente que buscaba un hogar y un trabajo. Muchas veces ambos están lejos el uno del otro. La gente se desplaza cada día: unas personas lo hacen en transporte público y otras utilizan medios propios. Las hay que viajan en coche, otras en bicicleta o andando. Cada vez resulta más difícil compaginar ciudades y movilidad, a no ser que se restrinjan determinados usos. Utilizar medios alternativos al vehículo particular pareció en tiempos una moda de los ecologistas; ahora es una necesidad. La salud colectiva se resiente cada vez más debido a la contaminación del aire de las ciudades. Por eso, piense un poco si puede hacer algo por disminuirla, no solamente en esta Semana Europea de la Movilidad, que aquí se subtitula ¡La ciudad, sin mi coche!, sino cada día. Por cierto, muchas ciudades ya han puesto en marcha y otras anuncian serias restricciones al uso del vehículo privado dentro de ellas. No es una moda; es una necesidad. Cuente a su familia, en el trabajo y a los vecinos qué es lo que ha hecho al respecto durante esta semana.

El impacto de las fotocopiadoras e impresoras en el medioambiente no decae

Publicado el

Cuando llegaron a nuestras vidas representaron la cara amable de la revolución doméstica y escolar. Poco a poco se han visto superadas por otros ídolos tecnológicos pero siguen manteniendo una presencia activa importante. Su uso incorrecto genera gastos energéticos importantes, más todavía si no tienen stand by pero además fagocitan toneladas de papel (árboles). Su correcto uso exige dedicación y mesura: no se debe imprimir nada de lo que no sea estrictamente necesario. Por otra parte, poca gente se da cuenta, que los consumibles tinta y tóner necesitan una gestión adecuada. Las tiendas en donde los usuarios adquieren los recambios están obligadas a recoger sus carcasas de las usados para reciclarlas, lo recuerda la OCU. Una pregunta indiscreta: ¿Acostumbra a llevar lo desechado a su proveedor o lo tira directamente a la basura? ¿A qué contenedor?  

En pie por el clima; no nos queda otro remedio

Publicado el

Dicen que mañana, 8 de septiembre, todas la personas debemos levantarnos para salvar lo que podamos del clima; bueno mañana es el seguimiento de algo que debería haber empezado hace mucho tiempo y el día del impulso definitivo para hacer realidad una idea global: el cambio climático nos ha sobrepasado y hay que actuar con contundencia. Pero este llamamiento va dirigido a la gente normal, a la que cada día con sus acciones mejora o no las perspectivas climáticas. ¿Cómo piensa ponerse de pie? Anote en su casa o en el trabajo estas acciones; póngales plazo y revise cómo va la cosa cada cierto tiempo. Y recuerde: lo que usted no haga otros no lo harán en su lugar. Si tiene dudas de como empezar acuda a las sugerencias de los proyectos Comunidad #PorElClima

Por cierto, al pasado mes de agosto fue el más cálido agosto de los últimos 53 años.

 

 

El agua potable escasea cada vez más ante la impasible mirada de los que mandan o consumen

Publicado el

El agua cristalina era un espejo donde mirarse quienes usaban sensibilidades literarias para trasmitir sus emociones, pero perdió aquel don que la naturaleza tardó tantos años en dibujar. Llegó gente, después mucha más gente; consumió agua, cada vez mucha más agua. La naturaleza le mandó avisos de que el ritmo frenético de consumo impedía su regeneración; al final dijo basta, en algunos sitios y momentos, y redujo su presencia hasta que la escasez se convirtió en normalidad. ¿Pero qué es escasez y para qué? Por este despiste colectivo, gobernantes y consumidores tienen la necesidad propia y el deber moral con los demás de hacer un uso adecuado de un recurso que cada vez será más limitado en cantidad y calidad para los usos que se le demandaran; incluso llevársela a la boca.

Me gusta el titular del artículo de El País: La escasez del agua, una nueva normalidad. Léanlo, se enterarán de las prevenciones de los expertos reunidos la semana pasada en la World Water Week. Quizás lo que dicen les invite a gestionar la escasez y a reclamar a sus gobernantes una acción comprometida. Es España andan muy liados en reprocharse cosas; para ellos el agua no existe.

 

Ahora mismo este blog y usted están contaminando el aire

Publicado el

De todos es conocido que Internet también contamina. Se calcula que cada minuto se envían unos 150.000 correos, se publican en Facebook 3,3 millones de artículos, se realizan 3,8 millones de búsquedas en Google y unas 500 horas de vídeo son subidas a Youtube. Y claro, para mover todo esto hace falta energía. Los centros de datos regulan todo el tráfico mundial, y en eso también gastan energía. La noticia dice que hay uno en Tokio que ocupa 130.000 m2   y otro en Chicago que tiene unos 102.000 m2 de superficie. También hemos leído que para hacer funcionar y mantener estos centros de datos se estima que es necesario el 1,5% del consumo energético mundial, que el uso de Internet supone casi el 10 % de la energía mundial; ¡a saber por qué medios se produce! De modo que ya saben, restrinjan un poco aquellos usos innecesarios y estarán contribuyendo a la reducción del gasto energético y a la consiguiente eliminación de una parte de los GEI. Aunque sepan también que el uso de las TIC puede reducir una parte de la energía consumida y las consiguientes emisiones. Así pues, aprovechemos lo bueno de las cosas y desechemos lo malo; queda futuro por delante.